Cargando...
Opinión

Un primer tercio de año por Bethesda que ilusiona. Doble análisis Doom Eternal y Fallout 76: Wastelanders. Parte 1

Portada2

Tras un par de años un poco difíciles para una compañía tan grande como Bethesda y asociados, llega la luz en el horizonte con dos grandes lanzamientos que se vieron aplazados numerosas veces debido a múltiples factores. Les traemos un análisis extendido sobre Doom Eternal y una pequeña evaluación de lo que ha hecho Wastelanders por Fallout 76.  Empezaremos con Doom Eternal y todo lo que nos dejó el gran lanzamiento de Bethesda junto a id Software.

Pues es a él al que temen, no a la humanidad… o sus ejércitos. Temen la marca de la bestia. La jugabilidad inmortal de Doom.

Entendemos que leer un análisis extenso no es para todos los públicos, por eso queremos resumir con una simple frase: Doom Eternal es exactamente lo que se puede imaginar de un videojuego como este, sangre, violencia, demonios, heavy metal, acción frenética y mucha testosterona.

Ya entrando en detalle, Doom Eternal es básicamente la suma de todo lo que ha hecho grande a esta saga tan añeja. Un videojuego con mucha violencia, agresividad, intensidad y un constante sentimiento de querer seguir hasta que no quede ni un solo demonio a quien asesinar. Hablemos de la jugabilidad del videojuego, y es que es un apartado MAGNÍFICO. Este videojuego toma todo lo que vimos en el reboot de la saga en el 2016 y lo mejora. Controlar al Doom Slayer nunca fue tan divertido, un personaje con mucha agilidad y ganas de acabar con todo. Un tornado de sangre dispuesto a detener la invasión demoníaca al planeta tierra y de paso ir al mismo infierno a acabar con todo lo que se nos ponga en frente.

Para los que les guste el multijugador, se añade un modo llamado Modo de Batalla, el cual es jugador contra jugador. La curiosidad del modo de batalla es que podemos escoger dos bandos, ser el Doom Slayer y acabar con hordas de demonios en multijugador, o por el contrario, agruparse con otros dos demonios y invadir la partida del Slayer. Existe una gran variedad de demonios para escoger y conforme avancemos podremos desbloquear gestos, skins y mucho más para nuestros personajes. Doom Eternal también adapta el sistema de temporadas que se ha convertido muy popular con juegos como Fortnite. Podremos conseguir una serie de desbloqueables gracias a estas temporadas que se irán actualizando tras una cantidad especifica de tiempo. Lo que encanta de este sistema es que Doom Eternal no tiene ninguna microtransacción, micropago o membresía relacionada, ni siquiera tiene una tienda virtual para conseguir añadidos. Sin duda alguna es un gesto que todos los jugadores agradecemos ampliamente

Conforme avanzamos en la historia descubriremos nuevas armas y habilidades para nuestro silencioso protagonista, armas que conseguirán añadidos para cambiar su manera de disparar lo cual le dará mucha variedad al videojuego. Tendremos secciones dedicadas a acabar con hordas de demonios mientras sobrevivimos y nos recuperamos por medio de gloriosas muertes a los demonios. Cuando los enemigos tengan cierta cantidad de daño podremos hacerle una de estas muertes especiales con un simple botón, una mecánica que encantaba en el reboot del 2016. Nuestro Slayer es bastante ágil, controlar al personaje en el aire y en tierra es muy frenético, esto a la velocidad con la que se mueve el personaje y los saltos que podemos dar. En todo momento vamos querer movernos dentro del combate, quedarse estático es un suicidio ante la cantidad de enemigos que tendremos rodeandonos.

Slayer

Algo que puede no encantar a muchos son secciones de plataformeo las cuales sirven como un balde de agua ante la cantidad de combates que tendremos en cada capitulo. En cierto punto se vuelven tediosas por el simple hecho de que cuesta un poco llegar al punto en el que tendremos control total en nuestro personaje. Estos niveles de plataformeo sirven mucho para encontrar secretos y coleccionables de los que hablaremos más adelante.

Hablando de jugabilidad, no podemos obviar algo que nos encanta a todos y hace a esta saga única. Además de ser ágil, fuerte, resistente, casi inmortal y un Dios básicamente, el Doom Slayer no le interesa recargar su arma. Como en la anterior entrega, no es necesario estar recargando nuestra arma para continuar el combate. Y como no hablar de la GLORIOSA SUPER SHOTGUN, la cual es probablemente la mejor shotgun de la historia de los shooters en primera persona, y no estamos exagerando. Junto a una rueda de arma tendremos un par de herramientas que nos harán disfrutar cada encuentro con hordas de demonios. Hablamos de un lanzagranadas en el hombro, granadas que son infinitas y tienen 2 modos diferentes, estas granadas necesitan recargarse con el tiempo después de haberlas usado. La motosierra que utiliza nuestro protagonista es una herramienta más de combate que nos ayudará a conseguir munición después de haber asesinado brutalmente a ciertos enemigos. Tendremos además la oportunidad de mejorar nuestras capacidades con el lanzagranadas, exploración y adaptabilidad de ambiente, esto gracias a unos medallones de mejora que encontraremos en todos los niveles. Existen también otras mejoras para munición, escudo y vitalidad. Todo esto antes mencionados lo encontraremos en varias zonas visibles y escondidas de cada nivel.

Para concluir este extenso apartado, les recomendamos jugarlo en dificultad  Ultraviolencia o superior. Doom Eternal se disfruta al máximo en dificultades elevadas debido a lo frenético de su combate y el hecho de que nos pone al borde de la silla en muchos momentos. Si se ponen complicadas las cosas, siempre se pueden conseguir vidas extras escondidas en los capítulos de una manera muy arcade.

Doom Eternal

La historia detrás del destrozar y desgarrar… hasta que termines.

La historia de Doom siempre ha pasado a segundo plano, esto a pesar de contarnos leyendas y relatos hasta cierto punto complejos e profundos. Al Doom Slayer no le importa nada, él está ahí siendo la furia de la humanidad, el puño que traerá la salvación y justicia a un planeta invadido por demonios. Para no entrar en mucho spoiler, Doom Eternal continúa las eventos de Doom (2016) y se centra en acabar con la invasión que los demonios han hecho a nuestro planeta. Nuestro objetivo será acabar con los 3 sacerdotes demoníacos los cuales controlan las hordas del infierno, y conforme avancemos conoceremos nuevos escenarios, objetivos y enemigos que llegarán al corazón del más nostálgico de la saga. Hasta cierto punto es muy sencillo, simplemente vamos del punto A al Punto B (arrasando con todo a nuestro paso). Luego de encontrar la locación del siguiente sacerdote, lo asesinamos y reducimos la potencia de la invasión. Si el jugador desea profundizar en la historia de Doom Eternal, es totalmente factible hacerlo. Uno de los tantos coleccionables que encontraremos son documentos Codex los cuales nos relataran sobre los hechos que nos han traído al momento en el que estamos en el videojuego.

La tierra, marte, la luna, el espacio, el mismísimo infierno, ciudades perdidas, un trabajo artístico y técnico maravilloso

Durante Doom Eternal visitamos escenarios imponentes. Pasamos desde nuestra base en el espacio a visitar diferentes escenarios del planeta tierra durante la invasión. Por supuesto, no puede faltar nuestra típica visita al infierno donde veremos demonios de todo tipo que adornan lo que fue una batalla que dio como resultado sangre y muerte por todo lado. La paleta de colores es muy dinámica, dado a que los diferentes capítulos del videojuego nos llevan de lugares oscuros a algunos llenos de iluminación con cielos azules.

Entrando en detalles de personajes y escenarios, Id Software puso un extremo cuidado en cada pequeño artículo que adorna a los enemigos. La armadura del marauder, los trajes de nuestro Doom Slayer, lo grotesco de las tripas saliendo por nuestros enemigos, las armas incrustadas en el cuerpo de los demonios, todo esto se agradece en una entrega tan cuidada como esta.

Hablando un poco de lo técnico, hay cero quejas en cuanto a lo suave y fluido que corre Doom Eternal en todas las plataformas. Específicamente completé el videojuego en la Xbox One X, el videojuego está optimizado para correr a 60 fotogramas por segundo y 1800p. En PlayStation 4 corre a 60 fotogramas por segundo y 1440p. En ningún momento cayó en rendimiento la joya de Bethesda, un trabajo de optimización maravilloso en esta entrega.

Siguiendo con el recorrido sobre diferentes apartados, el trabajo musical por Mick Gordon es el que se espera de un videojuego de esta clase. La calidad de heavy metal que escuchamos es similar o incluso más trabajada que en el reboot del 2016, en todo momento nuestras hazañas para vencer hordas estarán acompañadas de una banda sonora de calidad.

Marauder

Un Doom que desearíamos que fuese eterno. ¿Que tan largo es Doom Eternal?

Este trabajo es uno de los más extensos de las saga, comparado a entregas anteriores podremos experimentar de una campaña de una larga duración entre 20-25 horas.  Por supuesto es un numero que puede variar mucho dependiendo de la clase de jugador que seamos. Siempre existen los jugadores que les encantan conseguir todo coleccionable y no descansar hasta que nuestro Doom Slayer tenga todas las mejoras posibles. También existen los jugadores que podrán completar la campaña muy rápidamente sin poner mayor atención a detalles y sin importar los coleccionables.

Y si.. hay muchos coleccionables. Doom Eternal continúa lo que vimos en el reboot de la saga, trayendo a la mesa una cantidad importante de detalles que extienden nuestra aventura. Todo lo antes mencionado nos hará conocer más sobre nuestro protagonista y su historia. Los que más atraen al publico son los juguetes, los cuales son figuras coleccionables que nos mostrarán detalles de los demonios que enfrentemos. Los documentos Codex nos presentan una historia de una manera tan silenciosa como nuestro protagonista, podremos conseguirlos y leerlos cuando queramos. Existen varios tipos de mejoras tanto para nuestra armadura Praetor, nuestras armas y capacidad de supervivencia, todos estos son coleccionables que podemos encontrar en nuestra travesía.

No todo es conseguir secretos en el mapa, tendremos encuentros especiales con demonios que tendremos que vencer el tiempo limitado. Existen además unas arenas especiales las cuales podemos acceder mediante una llave que se encuentra escondida, estas arenas son muy retadoras y nos darán beneficios en nuestra campaña.

Al conseguir todos estos juguetes y armas, nos preguntaremos lo siguiente: ¿Donde puedo ver todo lo que he conseguido? La respuesta es simple, el fuerte de la condena. Esta es nuestra guarida, en la cual podremos escuchar todas las piezas musicales de vinilo que hemos conseguido, jugar con todos los juguetes que hemos coleccionado, utilizar unas baterías que nos ayudaran a desbloquear medallones y mejoras para nuestras armas. Además de todo esto, tendremos nuestro propio cuarto con silla gamer, armadura, colección de armas, revistas, librería y una PC gamer que cualquiera de desearía. Este fuerte es un detalle gigante que nos atrae a coleccionar todo lo que podamos en nuestra campaña.

Toys Doom

Concluimos con un punto muy importante, la personalización. Doom Eternal nos da la opción de utilizar a nuestro Slayer y diferentes demonios en modo multijugador. Durante la campaña también podremos personalizar la apariencia de nuestro protagonista la cual aparecerá incluso en las cinemáticas. Podremos conseguir diferentes trajes dentro de nuestro fuerte de la condena, por medio de beneficios como Twitch prime y ser parte del Slayer Club, por supuesto también gracias a jugar Doom Eternal y conseguir puntos de experiencia. ¿A quien no le gustaría vencer demonios con un traje de unicornio?

Slayer Unicorn

Veredicto final 10/10:

Jugabilidad: DESTROZAR Y DESGARRAR

Historia/Narrativa: A NADIE LE IMPORTA

Apartado Técnico: EL INFIERNO EN 4K

Apartado Artístico: *HEAVY METAL INTENSIFIES*

Nota Doom

Comentarios
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *